8 dic. 2008

Principes de Florencia, Caylus Carta Magna y Dominion

Nos juntamos a las 16 horas en el departamento de Carlos, para una sesión que prometía. Como la cosa era para largo (duró hasta las 2 de la mañana), empezamos con un juego nuevo para la mayoría, para aprender cuando todos estaban en buenas condiciones mentales:

PRÍNCIPES DE FLORENCIA



En este juego, cada jugador es un príncipe renacentista en Italia y debe competir con otros príncipes en tener el mejor dominio,con mejores artistas, entretenciones, edificios, etc.
Los jugadores deben adjudicarse en subasta algunos objetos; comprar otras, y completar determinadas obras (objetivos). Todo esto va dando puntos de prestigio. Quien tenga más al final del juego, gana.
Era mi 9º patida de este juego; tal vez la 3ª de Ely y novedad para Marcia y Carlos.

Me decanté por los Bufones y muchas obras completadas, con un par de reclutamientos. Los demás se dedicaron a tener muchos edificios, llegando Marcia a competir con Carlos en la ocupación de su dominio (solo 12 casillas vacías). 4-5 edificios cada uno. Yo solo 1 y un bosque. También tuve dos libertades: de opinión y de religión (siempre he sido partidario de que la gente decida entre Superman, Batman, Jesucristo, Baal, Osiris, Jupiter, Aura Mazda, etc).
En definitiva, gané con alrededor de 85 puntos, en circunstancias que mi más cercano perseguidor pasaba apenas los 50.
Segundo lugar fue Carlos, tercera Marcia y arreando el lote, Ely. Su falta de práctica en eurogames le pasó la cuenta.
Fue un buen juego, pero brilla más con 5 jugadores, cuando hay más disputa por los distintos bienes y las subastas son mucho más peleadas. De hecho en esta partida hubo mucho cambio de dinero por puntos, al momento de completarse una obra, desde la segunda ronda; hecho que no se ve sino hasta las últimas rondas, cuando juegan 5.

CAYLUS CARTA MAGNA



Mi octava partida de este juego; tercera de Marcia, la segunda de Carlos, y primera de Ely.
Los jugadores son maestros constructores y se trata de construir entre todos la ciudad de Caylus,en la Francia medieval. Cada uno, usando su dinero, edifica, ayuda a levantar el castillo, soborna al proboste para que visite las obras, erige edificios de prestigio.
Fue un juego muy parejo, donde hubo poca ayuda para la construcción de las distintas partes del castillo: calabozo, murallas, torre, por lo que duro más de la cuenta.
Desde el principio hubo una concentración en lograr los edificios de prestigio (azules) que otorgan muchos puntos a quien lo construye.
Marcia edifico el oficio del abogado, que permitía cambiar un edificio propio en una residencia, que luego podría ser ocupada por uno de esos edificios prestigiosos.

Así que hubo una carrera desatada, particularmente entre Marcia, Carlos y yo, en edificar residencias y luego juntar mucho oro y piedra para hacer esos edificios.
Ely se quedó un poco atrás en eso y se concentró en aportar más en el castillo (22 puntos, versus 18 Carlos, 14 yo y 6 Marcia).
En cantidad de construcciones, Marcia se destacó con una cantidad impresionante de edificios (37 puntos), versus 28 míos, 20 de Ely y 17 de Carlos.
Finalmente, y que es lo que me dio el triunfo, logré juntar mucho oro (1 punto al final por cada cubo). Tuve 5 puntos; Carlos 4 (claro que también tenía otras materias sobrantes), Ely y Marcia con 3 puntos.
Final:
  • Mario: 47
  • Ely y Marcia: 46
  • Carlos: 39

    DOMINION



  • Este es el juego de oda en el mundo de los eurogames; salio en Alemania en octubre de 2008 y a un mes de su estreno, ya lo tenemos en Puerto Montt.
    Es un juego relativamente liviano, pero con entretenidas decisiones
    Mucha información sobre Dominion, AQUÍ

    Decidimos jugar 4 partidas, de manera que todos tengan la posibilidad de empezar (esto garantiza el equilibrio, porque como la partida se termina apenas se acaben ciertos mazos de cartas, quien está último en el orden de juego, va a tener un turno menos, una ronda menos de juego, salvo que él sea quien ponga término al juego). Hay otra regla, que no hemos aplicado, de que quien gana la partida anterior es último en el orden de juego; o sea, parte el jugador de su izquierda.

    La primera partida fue con las cartas básicas, y donde triunfo la novata absoluta, Ely. Tras unas rondas u poco mas demorosas por su aprendizaje de las cartas, luego se aceleró bastante.
    En la segunda partida ya empezamos a introducir nuevas cartas.
    Introdujimos:
    Spy $4: +1 carta, +1 acción. Todos (tú también) muestran la carta superior de su baraja. Tu eliges descartarla o dejarla.
    Fue muy usada por todos, ya que aparte de recibir una carta a la mano, la posibilidad de perjudicar a los demás con las cartas de su baraja, y mejorar un poco la propia, era muy llamativo.
    Chancellor $3: +2 monedas. Puedes poner inmediatamente tu baraja completa en tu mazo de descartes.
    La sacó Carlos y no la usó. Nadie más la sacó, más que nada porque se ve difícil la coincidencia de tenerla en la mano con el momento oportuno para su uso. Lo bueno, que da $2 para la compra.

    Esta partida la ganó el suscrito :-) y en segundo lugar la novata Ely.

    Para la tercera partida introdujimos estas cartas:
    Witch $5: +2 cartas. Los demás ponen 1 carta Curse en su mazo de descartes.
    Carlos usó y abuso de esta carta. En la partida 4ª, Marcia hizo su gracia. Yo la saqué, pero no me fue tan efectiva, porque muchas veces paso en banda por mi mano y porque, en otras oportunidades todos estaban muy preparados con Moat, el antídoto.
    Throne room $4: Elige 1 acción de tu mano y la juegas 2 veces.
    Marcia y Carlos la sacaron mucho, repitiendo muchas veces el Moat y el Smithy. Yo no la saqué jamás,porque habían otras del mismo precio, más interesantes (Spy, Smithy, comprar $2)

    Como Carlos se afanó en usar la bruja, lo que provocó que recibiera 9 puntos en contra, ante su despiadado ataque. Pero tampoco le significó mucha ventaja a él...el juego se trata de ganar puntos y o de divertirse martirizando a los demás :-)
    Ganó esta tercera partida Ely con 34 puntos. Yo tuve mi peor performance (gracias a la bruja, que la prescribiré de los juegos futuros),con apenas 18 puntos.

    En la 4º partida Carlos se dedicó a sacar puntos y nos dio una tunda.
    Como cartas nuevas introdujimos:
    Gardens $4: Da 1 punto por cada 10 cartas en tu baraja (redondeados abajo).
    No parecía mucho, pero marcia adquirió 3, que le dieron 9 puntos al final

    Chapel $2: De tu mano coloca hasta 4 cartas en el trash.
    Esta carta la sacamos para ser un antídoto a la Witch. Yo la adquirí, al igual que Carlos. Pero yo al menos logré deshacerme de 2 cartas Curse y deshacerme de 2 puntos negativos. Carlos no tuvo oportunidad de usarla.

    Las cartas que eliminamos para dar cabida a las anteriores (no pueden haber más de 10 tipos distintos en una partida determinada, de entre las 25 opciones que trae el juego), fueron:
    Cellar $2: +1 acción. Desde tu mano descarta las cartas que desees. De tu baraja roba tantas como hayas descartado.
    Sirve para mejorar la mano que se tiene en esos momentos y podría ser útil. personalmente la he ocupado muy poco.
    Militia $4: +2 monedas. Los demás descartan hasta quedarse con 3 en mano.
    Es fácil defenderse; ya sea con la carta Moat (foso) o por el hecho de que avanzada que sea la partida, siempre saldrán 1-2 cartas malas...que son las que se entregan para cumplir con el ataque.pero la ventaja de la militia para el que la usa esta mas que nada en los $2 que se ganan.
    La sacamos del juego, porque con la Bruja ya teníamos suficiente agresividad en las cartas.
    Remodel $4: Pon 1 carta de tu mano en el trash. Saca gratis una carta de hasta $2 superior a la eliminada, que va a tu mazo de descartes.
    Suena interesante, para mejorar la baraja, pero en la practica la usamos bastante poco. Creo que hay que darle más oportunidades para que se luzca.
    Workshop $3: Saca gratis una carta de hasta $4, que va a tu mazo de descartes.
    Claro, cuesta $3, y te da una de $4 gratis. pero lo bueno, es que se puede usar muchas veces...así que es un buen ahorro de dinero en una partida. nadie la ha usado mucho, tal vez por sacarse mal las cuentas :-)

    Bueno, tras las cuatro partidas, el resultado quedó como sigue:



    O sea, la novata en este juego nos ganó; y como la Marcia fue segunda, esta claro que las mujeres roncaron.
    --------------
    Bien, como estábamos embalados, y parece que no pasaba nada en la noche dominguera previo a festivo, jugamos una partida del desquite. Para esto, sacamos la Witch y otra carta, no recuerdo cual, y pusimos dos nuevas cartas:
    Bureaucrat $4: Gana una carta Silver, ponla en la parte superior de tu baraja. Los demás muestran una carta de puntos de su mano y la ponen en su baraja (o enseña toda la mano si no tiene cartas de puntos).
    Esta carta fue realmente muy usada, porque eso de poder obtener gratis una carta de $2, era muy atractivo. En las rondas finales y a no tanto, cuando uno quiere cartas de $3.
    Laboratory $5: +2 cartas +1 acción.
    Bien interesante, porque -al menos para mi- es como el Market, pero con 2 en vez de 1 carta (el market lo usé muy pocas veces, si es que alguna, para comprar 2 veces. el peso es interesante, pero no decidor). Carlos y yo sacamos un par de estas cartas.

    Resultado de esta partida de yapa: Marcia y Mario con 44, Ely con 42 y Carlos con 35.

    La impresión general respecto de Dominion sigue siendo muy positiva: entretenido, ágil, sin tiempos muertos, casi frenético.

    Concluimos a las 2 de la mañana, tras 10 horas de juego, oncecita rica preparada por un excelente anfitrión, bebidas, algún traguito...viendo el atardecer en Pelluco, en una calurosa primavera puertomontina.

    2 dic. 2008

    CONFUCIUS para una mujer

    En Confucius los jugadores deben ganar puntos descubriendo nuevas tierras para la Dinastía Ming; invadiendo naciones vecinas y por sobornar a los funcionarios públicos de los Ministerios de Guerra, de Obras Públicas y de la Finanzas.
    En este juego le empezó ser Jefe de Ministros de la primera ronda a Marcia, que jugaba con el color lila.

    En la imagen inferior aparece su cubo lila en el puesto el Favor del Emperador.
    En el sector inferior izquierdo están los territorios a invadir. Abajo a la derecha, las tierras distantes a descubrir. Al medio, los tres ministerios y los 3 funcionarios iniciales, de cada uno de ellos, a sobornar, para ganar influencia en otras áreas del juego.



    Marcia se inclinó por una invasión, por lo que ya reclutaba su primer ejercito (el peón inferior izquierdo). A su vez, ya tenía su primer funcionario sobornado en el Ministerio de Guerra, al igual que yo (zona central, lado izquierdo). César, con fichas blancas, ya sobornó a un funcionario de Finanzas y Francisco a uno del MOP chino. Sobornar al de Guerra sirve para facilitar las invasiones, en el Finanzas para sobornar más barato a cualquier funcionario y en de Obras para poder construir barcos más económicos y luego enviarlos a descubrir. O sea, según la estrategia de cada cual, el funcionario a sobornar. Pero el que luego ganase el Ministerio respectivo, por tener más funcionarios adláteres, ganaría la puntuación respectiva.



    Marcia ya había enviado a un ejército a una de las potencias extranjeras; César, Francisco y yo ya teníamos un ejercito cada uno reclutado, para una invasión posterior. Ya estábamos en la segunda ronda. La conquista, área por la cual me había inclinado, donde intentaba ir solo, al final recibió la visita de todo los jugadores. En cierta forma neutralizaban mi intentona.



    Finalizada la tercera ronda, ya se habían conquistado dos países vecinos, con participación de Marcia (lila), Francisco (negro) y yo (verde). César se rezagaba, pero ya participada, junto conmigo, en el ataque al tercer país, al que le quedaba un espacio para un tercer ejército, el que obtendría 4 puntos.



    En ese momento Marcia llevaba 8 puntos, con su conquista y con el descubrimiento de nuevas tierras. Yo 3 puntos, con la ayuda a conquistar un territorio, Francisco 2 puntos con otra conquista, y César nada.



    Al cabo de la 5ª ronda de juego, a la derecha se ve que se han descubierto 2 nuevos territorios y yo amplío mi influencia en el Ministerio de Guerra donde me había ubiado en función de las invasiones). Claro que esas ventajas son transitorias, porque entre los jugadores se pueden hacer regalos, para que en caso de votación en esos ministerios, otro jugador este obligado a apoyarlo; o si hay un funcionario nuevo que hay que examinar, etc.



    Sexta ronda finalizada y ya todo conquistado



    Ahora Francisco tomaba la punta con 18 puntos, Marcia con 15, yo con 12 y César con 8. Pero en este juego la ubicación en la tabla de puntos cambia diametralmente de un momento a otro, porque como son tan pocos, basta conque se resuelva algun evento, para u o que va primero pueda quedar hasta último. O sea, volatibilidad pura.



    Acá se aprecia quien fue a la conquista. Todos aportaron con 2 ejércitos, salvo César, con uno solo.


    En la 6ª ronda ya quedaba un solo territorio distante sin descubrir.


    Finalizada la 7ª ronda así estaba la cosa. Resueltos los Ministerios de Guerra (Francisco Ministro y yo Secretario; de Obras Públicas, Marcia Ministra y César Secretario. En el primero, Marcia hubo de apoyar a Francisco, porque éste le había dado un regalo.



    Acá se ve el detalle de este ministerio de obras: César con 3 sobornados era mayoritario; Francisco y Marcia con 2 sobornados, empatados, pero de entre ellos, el más elevado era uno de Marcia. Ahora, como Marcia había agasajado al negro de Francisco, éste tuvo que apoyarla, traspasándole sus dos funcionarios. Así que este ministerio lo ganó Marcia con 4 funcionarios y Secretario César con 3. Esto fue determinante para el triunfo final de Marcia.



    Quedaba la pelea por el Ministerio de Finanzas, donde yo tenía mayoría y una carta de recompensa del emperador, que me permitía cambiar la balanza de poder. Gané ese ministerio, pero me sirvió para salir del último lugar. Francisco me tuvo que apoyar a mi, porque yo le había obsequiado algo de valor 3.



    Tras dos horas de juego, la puntuación final: Marcia 23, César 21, Mario 19 y Francisco 18




    Pese a un trasnoche horrible, y tras un par de horas de juego, Marcia ganaba, merecidamente, porque se diversificó,al obtener puntos en un miisterios, participó en dos conquistas y en dos descubrimientos y agasajó oportunamente a los otros jugadores



    Tablero final. Una partida estrecha, como siempre, pocos puntos. Pero personalmente todavía con la brújula perdida. Ya tengo algunas ideas para el siguiente juego; ya que creo saber qué es lo que más funciona y qué lo que no. Solo diré una sola cosa: prepárense.



    CONCLUSIONES PRELIMINARES

    Confucius todavía no me llama la atención. tiene un factor suerte que no logro controlar (¿o será incontrolable?), pese a que jugamos con variante de tres cartas de Recompensa del Emperador abiertas, de entre las cuales debía sacar la suya el jugador, reponiéndose de inmediato. Sigue el factor mencionado en las cartas de dinero o licencias (éstas últimas, bastante menos útiles que el dinero).

    La mecánica de los regalos es nueva pero no me logra entusiasmar al punto que justique comprar el paquete completo que incluye mecánicas ya conocidas, como el control de area y mayorías.

    Ojalá mejore mi ánimo.

    Caylus Carta Magna, Shark y Santiago

    Esta fue una sesión extraordinaria de fds, en departamento de Carlos, aprovechando de celebrar atrasadamente su cumpleaños.

    CAYLUS CARTA MAGNA


    En Caylus los jugadores construyen edificios en Caylus, que permiten obtener recursos; además, ayudan a construir el castillo de la ciudad. Es un juego de uso de las cartas de la mano, con la gestión de recursos.
    Era el primer juego de Carlos, que fue ganado por Brenda, de manera imprevista, a base de muchas colaboraciones para la construcción del castillo y muchos edificios para la ciudad de Caylus.
    Segundo lugar, a escasa distancia, Marcia, basada en muchas edificaciones, particularmente Edificios de Prestigio. Era la que se avizoraba como triunfadora hasta último momento.
    Tercero Carlos, y último yo (mal inicio de tarde, por falta de mi siesta habitual).

    SHARK


    En este juego de acciones, donde los jugadores en cada ronda compran y venden acciones de 4 empresas, el triunfo me perteneció (el único que lo conocía), al invertir casi exclusivamente en la empresa azul. Me dio una ventaja de sobre $100.000 respecto del segundo lugar, Marcia. Tercero fue Carlos y última Brenda.
    Mi estrategia de apuntalar la empresa azul era riesgosa, porque en cualquier momento los demás podían hacer maniobras para conectarla con una mayor y hacerla desaparecer. Pero logré entusiasmar a todos con esa empresa, de tal manera que terminaron ayudándola y, de paso, ayudándome.

    SANTIAGO



    En Santiago, isla de Cabo Verde, los jugadores hacen plantaciones, que luego deben ser irrigadas, para lo cual hay que sobornar al funcionario a cargo de las aguas. Las subastas están a la orden del día
    Gané yo (lo había jugado antes, al igual de Marcia), sustentado en diversificar mis plantaciones (caña de azúcar, papas y ajíes) y un buen uso de la posibilidad de ser irrigador (recibí muchos sobornos).
    Segundo fue Marcia (con una tremenda plantación de arvejas), a $2 de distancia; tercero Carlos y finalmente Brenda (a estas alturas, bastante agotada...mucha salsa en la noche anterior, me figuro).

    En resumen, Marcia sacó tres segundos lugares; Carlos 3 terceros lugares; yo 2 primeros y 1 cuarto y Brenda 1 primero y 2 cuartos lugares.

    Excelente tarde de juegos, desde las 15 a las 22,30 horas,con comilona incluida y linda vista al mar y atardecer puertomontino. Carlos, el anfitrión, de lujo: cositas para picar, puros, jugos.